¿Cómo se usa el canguro para un recién nacido?

Los canguros, son accesorios que han existido a lo largo de la existencia misma de la humanidad, los cuales han ido evolucionando con el paso de los siglos y las civilizaciones, ajustándose a las necesidades directas de la madre. También conocidos como portabebés, canguras y cargadores, son imprescindibles en la crianza de un bebé, sea para ir de paseo o para poder realizar las labores de la casa. Son muchísimos los tipos y diseños que existen en el mercado para este tipo de accesorios, por lo que en reiteradas ocasiones decidirte por uno debe ser un dolor de cabeza. Debes estar tranquila y continuar con nosotros hasta el final, pues estaremos presentándote detalles que te harán ser toda una experta en portabebés, esperamos saldar todas tus dudas.

En muchas ocasiones malgastamos dinero comprando algo que no suple nuestras necesidades concretas, este producto no está exento de esto, pues no todos los tipos y formas serán las ideales para todas las madres y sus bebés. Me explico, los niños son tan diferentes como todo objeto que existe en el mundo, su desarrollo físico-motor no es igual en todos, su peso, estatura y sus personalidades tampoco lo son y por esto debes tener en cuenta las características especiales de tu bebé para que el canguro que compres sea un lugar cómodo para él y para ti.

Ahora bien, importante si es, pues además de crear un especial vínculo entre nene y mamá, le permite a la progenitora, poder mover sus brazos para realizar cualquier tipo de actividad, tanto doméstica como de otra índole, mientras trae a su bebé en brazos simulados. Debes saber que no todos los bebés se adaptan con rapidez a este accesorio, aunque la gran mayoría disfrutan del movimiento de mamá estando cerca de su corazón y recibiendo su olor.

Historia de los Portabebés

Increíblemente, el portabebés es tan antiguo como las primeras civilizaciones, podríamos afirmar, que desde que la raza humana transitó