¿Cómo asegurarte que tu canguro sea ergonómico?

En artículos anteriores estuvimos conversando acerca de los canguros o también conocidos como fulares portabebés, de su historia, de sus características fundamentales y de cuáles son los indicados por etapas. Hoy estaremos comentándote algunos detalles más específicos, para que puedas reconocer cuando estas en presencia de un canguro ergonómico.

Son muy variados los tipos de portabebés que existen hoy en el mercado, estos se diferencian por los materiales de los cuales están construidos, por los diseños, las prestaciones que ofrecen y algo muy importante que los diferencia es, si son ergonómicos o no. Esta es una característica muy buscada por los usuarios pues garantiza confort, comodidad y facilidades de uso. El estar en presencia de un canguro ergonómico no necesariamente habla para que etapa de los peques puede ser utilizado, sino que habla de modelos que se ajustan a tus necesidades.

Debes tener en cuenta que este accesorio te brinda espectaculares beneficios sentimentales y físicos en la relación con tu bebé, por lo que buscar un canguro ergonómico debe ser una de tus prioridades. Es común escuchar la frase de que “el ser humano es un mamífero porteador” y esto data de hace muchísimos años, es una costumbre ancestral que se ha trasladado de generación en generación con mucha facilidad. Los bebés siempre, como humanos que son, requieren de la atención y el cuidado de los padres, de los mimos y la cercanía a estos en todo momento, de no obtener esto lloran, por lo que el ingenio humano se vio empujado a crear algo que le permitiera portear al bebé al mismo tiempo que realizaba todo tipo de actividades, muy necesarias para que ambos pudieran subsistir. Desde las comunidades más primitivas, pasando por civilizaciones antiguas, llegaron hasta el día de hoy los canguros.

Historia de los canguros ergonómicos

Claro está, que el paso de los años dejó sus huellas, haciendo de estos fulares, accesorios más útiles e innovadores que los antiguos. De esta actualización y modernización es que surgen los canguros ergonómicos, tan populares entre los usuarios.

La ergonomía es una disciplina relativamente nueva, surge en los años 40 del siglo XX. Como toda nueva disciplina, esta aparece ante la preocupación humana del dominio tecnológico sobre la vida diaria de los hombres, causándoles en muchas circunstancias problemas físicos y psicológicos. Tal es así que, con la revolución científica-tecnológica, las nuevas tecnologías ocuparon un papel fundamental en la vida. Erróneamente se suele pensar que estas surgieron para facilitar procesos y actividades, pero no es así, en aquella época, las grandes fábricas y sus maquinarias, solo se preocupaban por la producción y no por la salud del trabajador. Al percatarse del número de lesiones y problemas de salud, es que surge la ergonomía, preocupada de crear un vínculo y un equilibrio entre las tecnologías y la salud humana. Años más tarde comienza a utilizarse el término no solo para mencionar una disciplina sino para imprimirle una importante característica a los nuevos objetos que iban surgiendo de estas tecnologías.

Un objeto ergonómico, sería el ideal y el más popular en aquellos años e incluso hoy en día se mantiene esta idea, pues, este tipo de objetos aseguran una fusión extraordinaria entre el artefacto y la biología humana. A principios del presente siglo, es sin dudas, una característica imprescindible en cualquier objeto o producto, pues la ausencia de lo ergonómico, nos lleva a pensar rápidamente, que nos traerá padecimientos o que es un objeto difícil de utilizar.

Los dos objetivos fundamentales de imprimirle el sello ergonómico a un producto están en: que se entienda como un objeto fácil de manipular y cómodo; o para que sepas que dicho objeto no provoca daños a la salud.

A la par del surgimiento de esta nueva disciplina, también en el siglo XX es que aparecen los canguros ergonómicos, como una actualización de los antiguos portabebés. Fue uno de los primeros accesorios que recibió este adjetivo, pues su modernización, los hizo más ajustables a las características físicas y biológicas de los niños y sus padres. Pero además trajeron consigo multiplicidad de beneficios para la salud.

El arte de portear es muy antiguo, hemos hablado en otros artículos acerca de esto, pero nos gustaría recordarte que uno de sus beneficios principales es, el vínculo que se crea entre el bebé y el portador. Ahora, imagínate que el portabebés sea incómodo para ambos ¿Crees que sería placentero el portear a tu bebé? Realmente si esto sucede, ni el bebé ni tú podrán disfrutar de ese bello espacio y los relajantes paseos se convertirán en estresantes momentos.

Tipos de canguros ergonómicos

Cuando hablamos de canguros ergonómicos no estamos refiriéndonos a un tipo específico de portabebés sino, a que existe gran variedad de estos en el mercado y muchos de ellos pueden ser ergonómicos o no. Es importante que sepas cuáles son las características específicas que te aseguran que un canguro es ergonómico, estos detalles te los ofrecemos más adelante, quédate con nosotros y te sentirás como toda una especialista en el tema.

Los tipos de portabebés ergonómicos más populares son:

  • Fular elastizado: se ajustan perfectamente al cuerpo de tu bebé y al tuyo. Larga tira ancha de tela, de tejido dócil y elástica lo que te permite colocarlo con facilidad. Muy buen producto para climas calurosos, pues sus telas no son rígidas. No son recomendables para portear al bebé en todas sus etapas de crecimiento, más bien están diseñados para bebés recién nacidos.
  • Fular rígido: construido de telas más industriales y fuertes, este cargador de bebé te ofrece una seguridad estupenda. Ajustables a tus características físicas y a las de tu bebé. No necesitas medidas para la compra de este tipo de accesorios, pues son unitalla. Son estupendos y te permiten portear a tu bebé hasta edades más avanzadas, pues su tejido está orientado a soportar fuertes peso. Son muy fáciles de colocar y anudar y ofrecen varias posiciones.
  • Bandolera con anillas: Muy cómodo y de diseño sencillo, el funcionamiento está dado en las anillas, pues son estas la que te permiten ajustarte el fular punto por punto. Muy buen portabebés para recién nacidos y para niños más grandes también. Solo debes cerciorarte de que las anillas sean certificadas y no tengan ninguna grieta por donde puedan abrirse y desajustar el portabebés. Te ofrece variadas posiciones, es el accesorio ideal para amamantar en movimiento. Solo señalaremos que, para pesos más elevados puede sentirse algo incómodo, pues el peso del bebé recae en un solo lado y no de forma repartida.
  • Mei Tai: uno de los más fáciles de colocar, este portabebés asiático, es uno de los más antiguos que conocemos y que además mantiene una excelente popularidad. Con un modelo compuesto por un panel y tiras que se anudan, para lograr de este modo ajustar el fular. Con solo 3 piezas logras un porteo maravilloso. Cabe destacar que este cargador ergonómico, no es recomendable para recién nacidos, pues su panel comúnmente no es ajustable. Espera que tu bebé se siente solo y decídete por uno de estos que no te arrepentirás.

Increíblemente existen muchísimos tipos más de portabebés que podemos caracterizarlos como ergonómicos, pero los más populares son los que aquí te dejamos explicados. No obstante, te mencionaremos otros, muy buenos, que también cumplen con esta característica tan buscada por todos. Otros cargadores de bebés ergonómicos son: la mochila, la moderna meichila (diseño único de una mochila con Mei Tai) y el ayudabrazos.

Canguros normales vs. Canguros ergonómicos

En este apartado te presentaremos las características por las cuales podrás distinguir fácilmente un canguro ergonómico de uno normal. Los portabebés ergonómicos son aquellos que:

  • Luego de colocados permiten que el bebe adopte la posición de ranita, muy cómoda y beneficiosa para los pequeños.
  • Se ajustan perfectamente a todas las etapas del bebé y permiten posturas correctas como tener la espalda en C, de este modo descansa sobre el cargador.
  • En ellos los bebés no quedan colgando.
  • Solo se ajusta y se siente cómodo cuando colocas al bebé en la altura correcta.
  • Ofrece excelentes distribuciones del peso para que sean más cómodos para ti y para tu bebé.
  • Ajustan la cabeza, la mantienen firme sin tenerla muy apretada o pegada a alguna base dura.

Beneficios del portabebés ergonómico

Los beneficios son evidentes, pues nos brindan un confort y seguridad incomparable con otros tipos de cargadores de bebés. Cuidan de tu salud física y de la del pequeño. Existen muy buenas ofertas en el mercado de estos tipos de cargadores, por un buen precio obtienes las mejores prestaciones para poder practicar el porteo con tu bebé. Cuando hablamos de salud, muchísimas investigaciones han llegado a la conclusión que los niños que han sido porteados cotidianamente no han padecido nunca de displasia, esto no es una prueba irrefutable, pero sin dudas nos incita a portear a nuestros peques con la intención de evitar cualquier afección. Son más sencillos de manipular, por lo que poner y sacar al bebé se hace con mayor facilidad. La gran mayoría de estos accesorios son ligeros, compactos y por tanto muy fáciles de guardar y almacenar. Sin dudas, sus beneficios están 100 % garantizados.

Errores que debo evitar

  • No debes permitir que el bebé quede colgado, esto afecta su salud y su desarrollo físico.
  • Evitar la compra de portabebés asimétricos pues estos no son considerados muy ergonómicos.
  • Revisar cada producto individualmente, sobre todo en las tallas y el peso que soportan.
  • No escatimar en gastos, pues de esto depende la seguridad de tu bebe.
  • No confiar en los manuales, pues muchos productos dicen ser ergonómicos y en realidad no lo son.

Mejor lugar para comprar canguros ergonómicos

Tenemos la esperanza de que hayas disfrutado la lectura junto a nosotros, pues aprender algo nuevo es gratificante. Te hemos presentado todos los detalles y características que debes conocer para que puedas diferenciar lo que es un portabebés ergonómico, pues es importante que, el que compres para tu bebé lo sea. Recuerda que este tipo de fulares, además de ser cómodos y económicos, son fundamentales para el cuidado de la salud de tu pequeño.

Si ya decidiste que este es el tipo de canguro que prefieres, entonces ve a la realidad y compara precios, características y funciones, en el mercado. Y para ayudarte en el proceso te recomendamos que visites la página Babyplanner.mx, aquí encontrarás los mejores y de calidad superior. Esta página presenta reseñas espectaculares que te harán disfrutar y conocer los más mínimos detalles de los productos de tu interés, incluyendo los defectos que puedan tener.

Nos despedimos, pero antes te invitamos a que regreses en otra ocasión, recuerda que siempre estaremos dispuestos a ayudarte a planear mejor.

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en email
Email